Registrarme
Noticias | Vie, 8 de Abr de 2016

JAF habló sobre su sociedad con Barilari

 

Entre Juan Antonio Ferreyra y Adrián Barilari siempre hubo una afinidad, musical y humana, que el año pasado se convirtió en sociedad. Ambos músicos tienen CVs bastantes extensos e interesantes, pero transitaron caminos que nunca convergieron. JAF fue parte de Riff y más tarde inició una carrera solista que tuvo la adaptación del clásico de Eric Clapton "Maravillosa esta noche" como caballito de batalla, y hits como "Todo mi amor" o "Tal vez mañana brille el sol", con momentos de mayor o menor exposición. Adrián Barilari es nada menos que la voz de Rata Blanca, una de las bandas más importantes del heavy metal en Argentina y Latinoamérica, que además tiene en paralelo un proyecto solista. A finales del año pasado, los músicos coincidieron en un proyecto que ambos parecen estar disfrutando.

JAF contó cómo se formalizó la sociedad con Barilari, y quién los llevó a hacer estos shows juntos. "Es algo que sucedió naturalmente, a través de Martín Toledo, un amigo en común, que lo conoce a Adrián desde hace 20 años, y con quien yo trabajo desde hace 13 o 14. Nos dijo que hagamos algo juntos, que cantemos juntos canciones que sean conocidas, que le gusten mucho a la gente. Lo preparamos a finales del año pasado y durante todo este verano, con pautas a seguir bastante sencillas. La primera y principal, concordamos que teníamos que hacer algo arriba del escenario que realmente nos gustara, para estar totalmente convencidos."

El repertorio con el que se están presentando incluye temas de Kiss, AC/DC, Whitesnake, Guns & Roses, Gary Moore o Foreigner, adaptados al español, como "Quiero saber que es el amor" de la última banda, que ya tiene video circulando en YouTube. JAF justificó la elección explicando que "buscamos canciones que nos gustaran a los dos, de 30 quedaron 20. La parte lírica es muy importante también, quisimos respetar, y creo que lo logramos, las plumas originales. Es algo que obedece a la ética profesional y al respeto por los artistas que tanto hemos escuchado durante todas nuestras vidas."

Más allá del repertorio de rock internacional que eligieron, ambos tienen canciones propias que son clásicos del rock nacional, y que bien pueden formar parte de la lista. "Si, por supuesto", coincidió JAF, que explicó que "si Adrián no toca "Mujer amante" sus fanáticos lo matan, o si yo no canto "Maravillosa esta noche" o "Todo mi amor". Hay canciones que son infaltables, finalmente hicimos un mix de cosas nuestras y extranjeras que son del conocimiento y gusto popular. Presentamos lo que para nosotros es una noche en la que todos queremos sentirnos contentos, cómodos, relajados. Eso es lo que quisimos hacer, y se logró. Los comentarios son excelentes y la primera vez que lo hicimos fue ayer, el teatro tuvo un lleno total y estuvo espectacular."

JAF charló con RosarioRock.com el día posterior al debut del proyecto en el Teatro Gran Rex, y antes de viajar a Santa Rosa La Pampa, primer punto de una gira por el interior que, después del show en el Teatro Vorterix Rosario este viernes 8, los mantendrá ocupados durante todo abril. Para JAF, tocar en Rosario significa volver a una zona a la cual le tiene mucho cariño. Además de recordar con nostalgia la cantidad de veces que tocó en el Bar Olimpo, de Corrientes y Mendoza, aportó otro dato quizás menos conocido. "Yo anduve de muy chiquito por ahí porque mis viejos eran de Maciel, muy cerquita. Cuando tenía un año y pico viví en Puerto General San Martín con mis papás, por un año. Me siento como en casa en esa zona, me gusta mucho". Explicó, igualmente aclaró que "nací en Capital".

Habitualmente, cuando se juntan dos músicos de renombre, uno es el cantante y el otro está a cargo de un instrumento. Ejemplos hay varios, como la dupla Baglietto-Vitale o, dentro de Rata Blanca, Walter Giardino con Joe Lynn Turner. Sobre la interacción que durante el show tienen los dos vocalistas, Juan Antonio Ferreyra resaltó que "hay una gran alegría para los dos, de cada uno estar tocando con el otro. A mí me gusta muchísimo Rata y lo que él hace. Lo que yo hago a él le gusta también. Entonces a partir de eso hay una buena predisposición por parte de los dos. Se puede hacer cualquier cosa, si él está haciendo la primera voz, yo lo apoyo, o viceversa. Sino, en la gran mayoría de las veces, que cantamos los dos simultáneamente, aparecen las dos voces juntas y la gente se vuelve loca con eso."

Hablando de Rata Blanca, alguna vez Giardino te invitó a sumarte a la banda, ¿Porqué te negaste?
Me llamó tres veces, en diferentes oportunidades. La respuesta fue siempre que no, porque a mí me gusta tocar la viola, y al lado de Walter nadie puede tocar la viola, toca él. Me parece bárbaro, pero era imposible. Se lo dije siempre. Aunque yo soy su admirador, lo conocí cuando él tenía 19 y yo 20, le llevo un año. Estamos muy ligados en la escena nacional, pero jamás podría ser cantante en Rata Blanca porque a mí me gusta mucho tocar la viola.

Algo parecido te pasó en Riff, donde hubo tensión y cortocircuitos...
Estoy súper agradecido por lo que viví en ese momento pero, como decía recién, duré solamente 10 meses porque a mí me gusta tocar la viola. No tengo ningún problema en compartir el escenario con cantantes, tecladistas, con quien sea, pero siempre y cuando yo tenga la oportunidad de tocar lo que quiero, cuando yo quiero. Eso en Riff era imposible también... Estaba el Carpo con la viola, y no lo pude soportar mucho tiempo. Aparte había otros problemas sociales, siempre había lío, mucha violencia en los recitales, era una cosa de terror, pasaban cosas que a mí no me copan.

Recientemente le mandaste un video a Vitico para tratar de reencontrarse y limar asperezas... ¿Hablaron finalmente?
Si, por supuesto, hablamos con Víctor y está todo bien, como siempre estuvo. El que me llamó para integrar Riff fue él, no Pappo, y siempre le voy a estar agradecido por eso.

En tu carrera solista primero estuviste ligado a una compañía discográfica, con la mega exposición que eso trajo, y luego iniciaste una etapa independiente. De todo el camino recorrido, ¿Qué te enseñaron los distintos momentos?
Tomé la decisión de ser independiente porque quería libertad, hacer las cosas a mi modo. Hace 20 años que hago esto, y mal no me fue, eso quiere decir que estaba bastante acertado. No en el hecho de dejar la compañía discográfica, porque siempre es bueno trabajar con una compañía multinacional, pero de ahí a que me indiquen qué tenía que hacer a nivel artístico, o el comportamiento que tenía que tener con mis fanáticos... No quería que pase eso, por eso rescindí el contrato.

Ahora no solo tenés otra experiencia, sino que también el negocio y la forma de distribución de la música ya no son los mismos, ¿Cómo te sentís ante estos cambios?
Por supuesto que afecta mi carrera, pero no se cuanto. Yo siempre gané guita cuando subo al escenario y toco la guitarra, la toco bien y puedo repetir esas actuaciones. Cuando sucede eso, yo estoy en paz. Eso es independiente de la venta de discos.

Estás tocando a dúo con tu hija Virginia, ¿Cómo es el proyecto que tienen juntos?
Lo de Virgi es algo magnífico. Ella es muy buena y está haciendo lo que le gusta. No es ni más ni menos que una adolescente más, y nosotros los adultos tenemos que apoyar a los jóvenes para que se sientan bien y puedan expresarse. Me gusta mucho lo que hace, y a mucha gente también le gusta.

 

Escrito por:
Martín Kekedjian
Hombre, 38 años
  • Comentá usando facebook ()
  • Comentá usando RR (0)
Usuarios a los que les gusta el artículo